Gobierno de Noruega le quita 5 hijos a una familia, alegando «adoctrinamiento cristiano»

NORUEGA - Familia BodnariuEn la ciudad de Naustdal, Noruega, una familia cristiana formada por el rumano Marius Bodnariu y la noruega Ruth tuvo sus cinco hijos secuestrados por el gobierno, después de una denuncia encaminada al servicio social del país, alegando «radicalización y adoctrinamiento cristiano».

Secuestro de los niños

Según lo relatado por el hermano del Sr. Marius, «el día 16 de noviembre pasado, funcionarios del servicio de asistencia a los niños del gobierno de Noruega (Barnevernet) secuestraron a dos hijos que estaban en la escuela. E secuestro fue hecho sin que los padres supiesen.

En seguida, la Barnevernet, con la compañía de la policía, fue a la casa de los Bodnariu y tomó a la fuerza la guarda de otros dos hijos, dejando a la Sra. Ruth desolada en casa, con apenas el bebé de tres meses de edad, mientras su marido estaba en el trabajo. Marius salió del trabajo apresuradamente y fue directo a su casa para entender qué estaba pasando.

Después el matrimonio fue a la comisaría y a la sede de la Barnevernet para resolver la situación. Al otro día, 17 de noviembre, funcionarios de la Barnevernet acompañados por cuatro policías, volvieron nuevamente a la casa del matrimonio, sin ninguna orden judicial o documentación, y se llevaron también al bebé de apenas tres meses de edad que aún estaba siendo amamantado».

El miércoles, 18 de noviembre, la Barnevernet notificó al matrimonio que sus hijos fueron entregados a dos familias, y que los niños comenzaron a integrarse en «su nuevo estilo de vida».

Los asistentes sociales de la Barnevernet también dijeron a la Sra. Ruth que «los niños ni NORUEGA - Familia Bodnariu - Hijossiquiera sintieron su falta; ¿qué tipo de madre eres?» Por otro lado, ellos instilaron en las cabezas de los niños que sus padres los abandonaron y que no se importan con ellos.

El tío de los niños comentó: «Estas acciones de la Barnevernet aterrorizan a cualquier padre normal que ama a sus hijos«.

Pretendida denuncia: «Radicalización y
adoctrinamiento cristiano»

Aparentemente la remoción de los niños fue instigada por una denuncia del director de la escuela que se quejó a la Barnevernet diciendo que los Bodnarius estaban «muy cristianos» y su creencia de que Dios castiga al pecado «crea una deficiencia en los niños». El director alegó que estaba preocupado con la disciplina en la casa de la familia y que allí habría castigo corporal. Sin embargo, exámenes hechos en los niños no constataron ningún abuso físico.

Decisión de la (in)Justicia

La audiencia realizada el día 27 de noviembre negó provisión al recurso de los Bodnarius para reunirse con sus hijos. El tribunal decidió que los niños deberían quedarse con sus padres adoptivos y permitió apenas que el matrimonio visitase a su hijo de tres meses de edad dos veces por semana, durante dos horas. Ellos también podrían ver a sus otros dos hijos una vez por semana, pero el tribunal se rehusó a concederles el derecho de visitar a las dos hijas.

NORUEGA - Manifestacion contra la BarnevernetSaludable conmoción popular

Fue iniciada una petición en la internet apoyando a esa familia. Hasta el momento ya fueron recogidas más de 30.000 firmas, y fue creada una página en el Facebook para documentar el calvario de la familia.

El día 2 de diciembre, el senador Titus Corlatean discursó en nombre de la familia Bodnarius en la Comisión de Igualdad y No Discrimación de la Asamblea Parlamentar del Consejo de Europa (PAEC), en París. Corlatean condenó la conducta abusiva del gobierno de Noruega, y pidió que la Asamblea investigue el caso. Él también denunció acciones prévias por parte de los servicios de protección de los niños de Noruega (Barnevernet), que envolvían niños separados de sus padres con base en acusaciones infundadas.

Hace algunos años los noruegos vienen haciendo manifestaciones contra las acciones abusivas de la Barnevernet.

Mientras tanto, la familia Bodinarius está considerando otras acciones judiciales para tener de vuelta a sus hijos, que de una forma abusiva les fueron impiadosamente arrancados del hogar por la tiranía de un Estado que tiene la desfachatez de jactarse de ser el campeón de la libertad y de los derechos humanos.

* * *

Va aumentando en el mundo el número de personas siendo presas, torturadas o muertas por ser cristianas. Y no es sólo en los países musulmanes.

Por ejemplo: la escribana Kim Davis, en los Estados Unidos, que por razón de conciencia se negó a firmar los términos de las uniones homosexuales, y por eso fue presa. O los padres de nueve hijos que fueran presos en Alemania porque una hija no participó de la clase de «educación sexual». Ahora, en Noruega, vemos un caso más en esa secuencia de actos de cristianofobia, con abusos de autoridad que actúa en nombre de los «derechos humanos«.

En nombre de la «libertad» arrancan a los hijos de sus padres, alegando adoctrinamiento religioso», o entonces prenden personas que, por motivo religioso o de conciencia, no concuerdan con cierta ideología que va contra el orden natural puesta por Dios en el Universo, como es el caso de la infame «ideología de género«.

Fuentes: IPCO, Churchmilitant

Comentario de este blog:

Es necesario estar atentos porque, en Uruguay, la izquierda ya levantó el tema de incluir en la enseñanza la infame «ideología de género«, que debemos combatir con empeño.

URUGUAY - BLOG - Rectangulo despues de las materias - 3

Sugiera a otras personas que acompañen este blog Familia Uruguaya Cristiana. Envíeles el link del blog: http://familiauruguayacristiana.com.uy

Contáctenos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *